Cosas que debes saber sobre el sueño de tus hijos

Sueño niños

El sueño es engañoso, aunque dormir es un acto básico muy importante para todos los aspectos de nuestras vidas. Si no se duerme bien, los pensamientos se confunden, las emociones se agotan y se cometen más errores. Además, dormir bien es un proceso vital para la salud de las personas y de los animales. Aunque el sueño puede ser bastante difícil de entender por los adultos, puede parecer un tema más complicado cuando se trata de los hijos.

Es necesario saber que el sueño y el buen dormir también es muy importante para los niños y los padres deben conocer ciertas cosas para ayudar a los niños a mejorar en ello si es necesario.

Los niños necesitan dormir unas horas concretas

Los niños necesitan dormir unas horas concretas cada noche, y a medida que van creciendo, esas horas también van cambiando. La Fundación Nacional del Sueño emitió nuevos datos hace un tiempo, dejando claro que los bebés y niños deben dormir las siguientes horas:

  • Los recién nacidos (de 0 a 3 meses): 14 a 17 horas cada día
  • Bebés (de 4 a 11 meses): 12 a 15 horas
  • Niños pequeños (1 a 2 años): 11 a 14 horas
  • Niños de 3 a 5 años de edad: 10 a 13 horas
  • Niños de 6 a 13 años de edad: de 9 a 11 horas
  • Los adolescentes (14 a 17 años): 8 a 10 horas

Los adolescentes se privan del sueño

Los adolescentes parece que duermen mucho porque por la mañana no se quieren levantar, pero la realidad es que disfrutan de pocas horas de sueño según un estudio reciente llevado a cabo por investigadores de la Escuela Mailman de la Universidad de Columbia de Salud Pública. Examinaron el sueño de más de 270.000 adolescentes en el transcurso de 10 años. De acuerdo con los resultados, el 72 por ciento de los adolescentes de 15 años en 1991 registraron al menos siete horas de sueño cada noche, pero sólo el 63 por ciento de este grupo de adolescentes en 2012 estaban recibiendo un sueño adecuado. No dormir lo suficiente parecía especialmente problemático para los adolescentes que eran chicas, de una minoría racial / étnica o de un estatus socio-económico más bajo.

Sueño hijos

La falta de sueño en un niño se puede manifestar en un mal humor, irritabilidad o en estar demasiado nervioso/a. Para un adolescente, podría significar tener problemas para regular los estados de ánimo o emociones, o luchar por levantarse en la mañana. Los padres deben estar atentos en el caso que existan buenas rutinas de dormir en el hogar pero aún y así los niños o adolescentes no reciban las horas de sueño adecuadas. En este caso, será importante saber si hay algo que inquieta física o mentalmente a los hijos.

Demasiadas actividades extraescolares pueden dañar el sueño de los hijos

Si tu hijo pasa las tardes haciendo cosas como ir a la banda, el baile, tutorías, clases de matemáticas… entonces es probable que tanta actividad le esté interfiriendo en el sueño de por la noche. Si por ejemplo tu hijo llega más tarde de las 8 a casa y no tiene tiempo de descansar adecuadamente, entonces su sueño se puede ver perjudicado. Si tu hijo quiere realizar actividades extraescolares, lo mejor es que las haga lo antes posible en la tarde.

Las enfermedades pueden estar relacionado con la falta de sueño

No descansar lo suficiente tiene un efecto negativo en la producción de citoquinas (proteínas que ayudan a combatir la enfermedad) en el cuerpo. Existen investigaciones que han demostrado un vínculo entre los adolescentes que duermen menos por la noche y la frecuencia de estar enfermos.

Deja un comentario sobre “Cosas que debes saber sobre el sueño de tus hijos”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Reglas para comentar en Etapa Infantil

Etapa Infantil es un blog plural abierto a los padres, educadores y todas las personas interesadas en la crianza y la educación de los niños. Nos gusta dialogar porque pensamos que el debate enriquece. No obstante, también es necesario mantener cierto orden en la web. Por eso, antes de escribir un comentario, te recomendamos que leas las siguientes normas:

  • No escribas comentarios ofensivos, difamadores, vulgares o que puedan considerarse como un ataque personal. Si vas a expresar una opinión diferente, que sea de forma respetuosa.
  • No envíes SPAM ni hagas comentarios con fines publicitarios. Si vas a incluir un enlace, cerciórate de que realmente aporta valor a la lectura.
  • Asegúrate de que el comentario se corresponde con el tema del artículo. Si no es así, busca el artículo correspondiente. En el blog hemos tratado muchísimas temáticas.
  • Sé breve, no escribas comentarios muy largos. Ten en cuenta que nuestro tiempo es limitado y nos resulta más fácil responder si eres conciso.
  • Utiliza adecuadamente el castellano, recuerda que todos los lectores deben entender lo que escribes.
  • No escribas en mayúsculas, es como si estuvieras gritando y resulta incómodo de leer.

¡Gracias por compartir tus opiniones y experiencias!