La madrina de mi hijo es una persona especial para mí

Elegir madrina hijo

Cuando se elige a la madrina de un hijo no se hace al azar. No se escoge cualquier persona para tener esa responsabilidad… No es solo una figura en una celebración, es mucho más que eso. Una madrina es la persona que se haría cargo de ese hijo en el caso de que a sus padres les ocurriese algo en el futuro. Es una gran responsabilidad y no todo el mundo es capaz de aceptar esto. Ser madrina es un gran honor pero también hay que entender el cargo que conlleva serlo.

Elegir a la madrina

Cuando unos padres piensan en elegir a una madrina, como hemos dicho al principio, no hay que hacerlo de cualquier manera. No es algo que se deba hacer solo para quedar bien con otra persona o por “cumplir”. La persona que se escoja debe ser alguien en la que se confíe plenamente y que en el caso de que nos ocurriese algo, estaríamos tranquilos porque sabemos que tendría un gran cuidado de nuestros hijos si se necesita. Que los trataría como si fuesen sus propios hijos.

Cuando se elige a una madrina, NO se debe hacer por ninguna de estas razones:

  • Por compromiso y quedar bien
  • Por tener una buena relación con otra persona
  • Por hacer un favor a alguien
  • Para que pague gastos que no somos capaces de asumir

En cambio, para elegir a una madrina, SÍ que hay que hacerlo por estas razones:

  • Porque confiamos plenamente en esa persona
  • Porque sabes que es una persona que no te fallará
  • Porque te enseña la importancia de la vida y sabes que tiene buenos valores que podría transmitir a tus hijos en caso de ser necesario
  • Porque es una persona que sería capaz de apoyar a tu pareja en todo en caso de que tú faltases

Esa persona puede ser tu mejor amiga, tu hermana, tu prima, tu madre… alguien que por edad podrá estar en la vida de tu hijo mucho tiempo en caso de que tú no estés a su lado por fatalidades de la vida. Por eso, antes de escoger a una persona para ser la madrina de tu hijo, primero debes pensar en cuáles son las cualidades más importantes que debería tener esa persona para que te quedes tranquila una vez que la hayas elegido.

madrina

Una persona muy especial

La madrina tiene que ser una persona muy especial en tu vida y que se convierta en alguien importante en la vida de tu hijo. Alguien que sea capaz de estar presente en los momentos más especiales de vuestras vidas y que tu hijo la reconozca y diga con orgullo: “Ella es mi madrina”, “Ella es alguien en quien confío plenamente”. Esta confianza debe existir porque tu hijo sabrá que esa persona le quiere de verdad y que siempre querrá lo mejor para él en cualquier circunstancia de la vida.

Una madrina nunca tiene que ser de ese tipo de personas que desaparecen o que nunca tienen tiempo para veros o para pasar tiempo al lado de tu hijo. Por este motivo resulta tan importante que pienses muy bien y que te tomes el tiempo necesario para escoger a la persona correcta. Esa persona también deberá estar a tu lado en la crianza, debes sentir la confianza necesaria para poder hablar de cualquier tema que se te pase por la mente, ya sean miedos, preocupaciones o alegrías.

Si piensas bien quien puede ser esa persona y lo haces siguiendo tu instinto y tu intuición, no te arrepentirás porque te habrás asegurado antes de tomar la decisión de que esa persona es la que realmente merece tener esa responsabilidad. Y si la escoges desde el corazón, sabrás que no te habrás equivocado tomando esa decisión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver información legal y reglas de comentarios