¿Debes permanecer con tu pareja por el bien de tus hijos?

Separarse o convivir juntos por los hijos

Si no hay amor entre tu pareja y tú y la relación se ha vuelto tóxica… La respuesta es un rotundo NO. Una cuarta parte de las parejas permanecen juntas solo por los hijos, aunque ya no se consideren como pareja y solo sean padres. Muchos se sienten solo como amigos y esto hace que no solo sean ellos infelices en la relación, sino que esta infelicidad se pase a los hijos y a la familia en general. Hay parejas incluso que tienen hijos pensando que podrán así fortalecer su relación cuando ya estaba acabada de antes, siendo entonces un problema más grande en el futuro.

La realidad es que estar en pareja ‘solo por el bien de la familia’ puede hacer más daño que bien, sobre todo para los niños. Los padres se preocupan mucho por el efecto que puede tener un divorcio o una separación en los hijos, por el cambio de vida radical que eso supone y por cómo puede afectar a todos. En un estudio se demostró que 1 de cada 4 parejas se queda en una relación por los hijos pero 8 de cada 10 se arrepiente de hacerlo.

Problemas a largo plazo

Aunque parezca un parche positivo a corto plazo, la realidad es que permanecer en una relación donde no se quiere estar, solo tendrá efectos negativos para los hijos y para los padres a largo plazo. En algunos casos los niños se pueden sentir engañados cuando se hacen mayores y descubren lo que realmente ocurre con sus padres.

Las parejas infelices pueden enmascarar los problemas de relación de pareja y se van de vacaciones en familia discutiendo en otra habitación sin que los niños lo vean, pero se siente en el ambiente. Además, pueden haber problemas de muchos tipos diferentes que afectarán directamente al desarrollo socio emocional de los hijos. Algunos de estos problemas a largo plazo son:

  • Todos sufren. Los niños no te lo dicen, pero se dan cuenta de las cosas… No se puede fingir la felicidad ni enmascarar la tristeza.
  • Los hijos aprenden de lo que ven: aprenderán a estar con personas que no aman o a sacrificar su felicidad.
  • Habrán malas conductas que pueden afectar al desarrollo emocional de los hijos, como gritos o malos modos.
  • Los hijos se pueden sentir culpables por la infelicidad de sus padres.
  • Los hijos estarán más tristes y esto afectará a otros ámbitos de su vida.
  • Nadie será feliz en un ambiente fingido.
Mantener un matrimonio solo por los hijos

Pon fin a un matrimonio infeliz

Si no eres feliz en tu relación de pareja lo más sensato es ponerle fin para aseguraros el buen desarrollo de los hijos. Es importante que ambos, como padres y ya no como pareja, podáis asegurar que los hijos se vean lo menos afectados posible ante la ruptura, esto permitirá que todos seáis más felices a largo plazo, aunque a corto plazo pueda parecer complicado. Es mejor que los niños vivan en dos casas felices que en una totalmente infelices.

Si estás en una relación infeliz deberéis manejar la separación de la forma más sensible para que los niños puedan prosperar adecuadamente. Hay padres que no se divorcian pensando que tienen mucho que perder ante esta situación, pero a la larga, es mejor para todos. Muchas personas se sienten atrapadas por no tener dinero para irse a vivir solos, por no ser capaz de pagar las tasas de un divorcio o simplemente porque no se ven con fuerzas emocionales para poder afrontar la situación.

Actuar como una pareja feliz cuando eso no existe ante los hijos no es una buena solución. Poner fecha a la separación definitiva por ‘el bien de los hijos’ tampoco. Poner fin a una relación no es fácil, si es necesario pide ayuda profesional pero no te quedes en una relación sin amor por el bien de los hijos, porque a la larga, solo tendréis problemas.

Deja un comentario sobre “¿Debes permanecer con tu pareja por el bien de tus hijos?”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver información legal y reglas de comentarios

INFORMACIÓN LEGAL

Etapa Infantil te informa que los datos de carácter personal que nos proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por DICE LA CANCION, SL (Etapa Infantil) como responsable de esta web.

La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para gestionar los comentarios que realizas en este blog.

Legitimación: Consentimiento del interesado. Como usuario e interesado te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Linode (proveedor de hosting de Etapa Infantil) fuera de la UE en Otros. Linode está ubicado en UE, un país cuyos nivel de protección son adecuados según Comisión de la UE. Ver política de privacidad de Linode. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no atender pueda tu solicitud.

Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en info@etapainfantil.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.

Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en mi página web: etapainfantil.com, así como consultar mi política de privacidad.

REGLAS PARA COMENTAR

Etapa Infantil es un blog plural abierto a los padres, educadores y todas las personas interesadas en la crianza y la educación de los niños. Nos gusta dialogar porque pensamos que el debate enriquece. No obstante, también es necesario mantener cierto orden en la web. Por eso, antes de escribir un comentario, te recomendamos que leas las siguientes normas:

  • No escribas comentarios ofensivos, difamadores, vulgares o que puedan considerarse como un ataque personal. Si vas a expresar una opinión diferente, que sea de forma respetuosa.
  • No envíes SPAM ni hagas comentarios con fines publicitarios. Si vas a incluir un enlace, cerciórate de que realmente aporta valor a la lectura.
  • Asegúrate de que el comentario se corresponde con el tema del artículo. Si no es así, busca el artículo correspondiente. En el blog hemos tratado muchísimas temáticas.
  • Sé breve, no escribas comentarios muy largos. Ten en cuenta que nuestro tiempo es limitado y nos resulta más fácil responder si eres conciso.
  • Utiliza adecuadamente el castellano, recuerda que todos los lectores deben entender lo que escribes.
  • No escribas en mayúsculas, es como si estuvieras gritando y resulta incómodo de leer.

¡Gracias por compartir tus opiniones y experiencias!