Pronunciar de forma correcta la “R” no es fácil. De hecho, se trata de uno de los problemas más frecuentes que presentan los niños a partir de los 6 años. Esta dificultad puede tener su origen en diferentes causas, desde una alteración en el paladar hasta una falta de fuerza en lengua y labios, así como un problema de percepción auditiva. Leer más »