La sonrisa de un hijo es la mejor vitamina para el alma de una madre

Sonreíd cada día y la vida os devolverá la sonrisa

sonrisa salud emocional

Si hay algo en las personas que cura todos los males, es la sonrisa. Una madre sabe lo importante que es que sus hijos sean felices, que sonrían, que jueguen y que estén sanos. Cuando un hijo está triste o no se siente bien, una madre lo pasa peor que el pequeño. Para una mujer, en el momento en que se convierte en madre, su vida deja de ser la protagonista, porque serán sus hijos quienes cambien su mundo radicalmente.

Donde hay felicidad hay salud

Si tus hijos crecen felices es más probable que contraigan menos enfermedades porque tendrán su sistema inmunológico más fuerte. La felicidad y las sonrisas son el mejor remedio ante cualquier mal y está más que comprobado que las personas que sonríen más (aunque se esfuercen por hacerlo alguna que otra vez), son más felices, enferman menos y tienen más éxito en la vida.

En este sentido, como padre o madre, es necesario que veles por la felicidad de tus hijos, por conseguir que sonrían cada día. Su sonrisa además de beneficiosa para ellos, te proporcionará una dosis de energía extra, ya que verles sonreír será para ti, la mejor medicina para tu salud emocional.

Tu felicidad también es importante

Pero si quieres que tus hijos crezcan con una sonrisa, entonces es necesario que también te centres en tu propia sonrisa, en que tu felicidad sea lo primero. Si tú no eres feliz y tus hijos te ven triste cada día, depresiva, que no quieres hacer nada, les hablas mal a causa de tu estrés o irritación… Entonces, tus hijos no podrán ser felices, es más, estarás obligándoles a vivir dentro de un calvario que no se merecen.

Por este motivo, si te levantas por las mañanas triste, sueles tener mal humor… Entonces es más que prioritario que busques la raíz del problema y solución a tu problema emocional. Solo cuando estés bien contigo misma podrás estar bien con los demás y dar a tus hijos el amor incondicional que necesitan de su madre.

familia feliz salud emocional

También es muy importante que busques tiempo para ti, para cuidarte y mimarte. Esto no significa que debas dejar las necesidades de tus hijos a un lado, ni mucho menos. Lo que quiere decir es que busques la forma de organizarte para sacar un ratito exclusivo para ti durante el día. Esto puede ser leer, hacer ejercicio (aunque sea en casa), hacerte la manicura, hablar con familiares y amigos, etc.

La clave: un ambiente armonioso

Además de todo lo comentado hasta ahora, también es importante que tengas en cuenta el ambiente del hogar donde están creciendo tus hijos. Los niños necesitan seguridad y estabilidad en sus vidas para que puedan crecer emocionalmente equilibrados. En este sentido, deberás pensar que el ambiente que ofreces a tus hijos es el adecuado para su buen crecimiento.

Tendrás que evitar que tu casa sea un hogar tóxico, priorizando el respeto mutuo, las buenas palabras y el amor incondicional de los unos por los otros. Tendrás que dejar a un lado los gritos, las malas palabras, el estrés, los nervios, los castigos desproporcionados… y cualquier cosa que pueda desestabilizar la buena armonía de tu hogar. Aunque a veces, es necesario que ocurran ciertos conflictos para después mejorar todos, estos conflictos (como cuando se regaña a los hijos por una mala conducta), deben estar basados en el respeto hacia tus hijos, teniendo en cuenta sus necesidades para crecer de una forma sana y equilibrada.

Deja un comentario sobre “La sonrisa de un hijo es la mejor vitamina para el alma de una madre”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver información legal y reglas de comentarios

INFORMACIÓN LEGAL

Etapa Infantil te informa que los datos de carácter personal que nos proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por DICE LA CANCION, SL (Etapa Infantil) como responsable de esta web.

La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para gestionar los comentarios que realizas en este blog.

Legitimación: Consentimiento del interesado. Como usuario e interesado te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Linode (proveedor de hosting de Etapa Infantil) fuera de la UE en Otros. Linode está ubicado en UE, un país cuyos nivel de protección son adecuados según Comisión de la UE. Ver política de privacidad de Linode. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no atender pueda tu solicitud.

Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en info@etapainfantil.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.

Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en mi página web: etapainfantil.com, así como consultar mi política de privacidad.

REGLAS PARA COMENTAR

Etapa Infantil es un blog plural abierto a los padres, educadores y todas las personas interesadas en la crianza y la educación de los niños. Nos gusta dialogar porque pensamos que el debate enriquece. No obstante, también es necesario mantener cierto orden en la web. Por eso, antes de escribir un comentario, te recomendamos que leas las siguientes normas:

  • No escribas comentarios ofensivos, difamadores, vulgares o que puedan considerarse como un ataque personal. Si vas a expresar una opinión diferente, que sea de forma respetuosa.
  • No envíes SPAM ni hagas comentarios con fines publicitarios. Si vas a incluir un enlace, cerciórate de que realmente aporta valor a la lectura.
  • Asegúrate de que el comentario se corresponde con el tema del artículo. Si no es así, busca el artículo correspondiente. En el blog hemos tratado muchísimas temáticas.
  • Sé breve, no escribas comentarios muy largos. Ten en cuenta que nuestro tiempo es limitado y nos resulta más fácil responder si eres conciso.
  • Utiliza adecuadamente el castellano, recuerda que todos los lectores deben entender lo que escribes.
  • No escribas en mayúsculas, es como si estuvieras gritando y resulta incómodo de leer.

¡Gracias por compartir tus opiniones y experiencias!