La llegada de tus hijos selecciona a tus amigos REALES

mamá con amiga real

Todos sabemos que la maternidad te muestra la cara de tus verdaderos amigos y los que no lo son, se van esfumando poco a poco. Pero la realidad es esa, la realidad es que cuando tus hijos llegan a tu vida, parece que alguna ley hace que solo se queden a tu lado aquellos que son reales, aunque se cuenten con los dedos de una mano. Es más que probable que si eres madre y reflexionas, te des cuenta de que no conservas a todas esas amistades que tenías antes de serlo.

Los amigos desaparecen cuando se es madre, casi por arte de magia. No todos tienen la valentía de continuar al lado de una persona que se aventura en el mundo de la maternidad, sobre todo cuando no se es padre o no se puede entender qué significa serlo. Los que son conocidos también desaparecen rápidamente, no quieren tener ninguna responsabilidad con una persona que acaba de ser madre o padre y con el o la que no tiene un vínculo emocional establecido.

¿Tienes tantos amigos como te imaginabas?

Quizá, cuando te adentraste en el mundo de la maternidad te diste cuenta que las amistades que pensabas que eran reales, simplemente, no lo eran. Es posible que al darte cuenta de ello, sentiste un pequeño dolor al principio, pero después ese dolor se convirtió en consuelo al descubrir que quizá, esas personas que pensabas que eran tus amistades, nunca lo fueron realmente. 

Cuando estas personas se desenmascaran te muestran cómo son realmente. Te dicen sin palabras y solo con acciones, que prefieren tener personas a su lado que puedan salir más, divertirse y tener una vida sin ataduras. Y cuando esto ocurre, ha llegado el momento de que te des cuenta de que son ellos los que no merecen estar en tu vida. Ni te merecen a ti, ni merecen que vean crecer a tus hijos.

maternidad selecciona amigos

Las prioridades cambian, y los amigos se seleccionan

Cuando llega la maternidad, de forma indiscutible las prioridades en la vida empiezan a cambiar. Se abre un nuevo capítulo en tu vida, un capítulo totalmente en blanco que tendrás que ir escribiendo cada día. Un amigo REAL, es decir, los que realmente merecen estar en tu vida no desaparecerán, sino que se mantendrá a tu lado y te acompañará en cualquier etapa de tu vida, con o sin hijos.

Un amigo de verdad no te abandona, se queda a tu lado, te llama para preguntarte cómo estás aunque sepa que estás mal, te apoya de forma incondicional con palabras o con acciones… No están todo el día en tu casa, quizá tampoco les veas en meses, pero mantenéis el contacto, sabes que están ahí siempre que les necesites. No te juzgan, te quieren y gracias a las nuevas tecnologías la comunicación es fluida cada día. Tus amigos reales te acompañan aunque no estén a tu lado.

Tus amigos saben que en esta nueva etapa habrá que hablar de pañales, de lactancia materna, de bebés, de vacunas y de tus hijos. Eres la misma persona que antes, pero ahora eres madre (y/o padre) y ellos, lo aceptan y lo aprecian. Te das cuenta con todo esto que el haber sido madre, además de ser lo más maravilloso de tu vida, es beneficioso para ti porque aleja a las personas que no te merecen y acerca aquellos que realmente son verdaderos amigos.

Aunque puede que al principio te duele emocionalmente que los que pensabas que eras tus amigos no lo fueron nunca, puedes estar segura de que es lo mejor que te puede pasar, mereces personas reales a tu alrededor.

Deja un comentario sobre “La llegada de tus hijos selecciona a tus amigos REALES”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver información legal y reglas de comentarios