La Molina con niños

Actividades y hoteles para organizar un viaje en familia a La Molina

Estación esquí La Molina

Situada en pleno Pirineo catalán, en la comarca de la Cerdaña, encontraréis La Molina, un destino perfecto para organizar un viaje en familia durante el invierno, tanto si os apasiona la nieve como si es la primera vez que os atrevéis a emprender este tipo de aventura. Se trata de una de las estaciones de esquí más visitadas de toda España, sede de numerosos eventos internacionales como la Copa del Mundo de Esquí Alpino, los Campeonatos del Mundo de Snowboard y los Campeonatos del Mundo de Esquí Alpino para Discapacitados.

Sin embargo, lo que hace realmente especial a La Molina, además de sus múltiples pistas esquiables, son las diferentes actividades que se pueden realizar con los más pequeños de casa, desde emprender excursiones con raquetas hasta dar paseos sobre una moto de nieve o sentados en un trineo. También podréis encontrar diferentes opciones de alojamiento para que no tengáis que recorrer largas distancias y podáis aprovechar al máximo el tiempo en familia.

Si estáis planificando un viaje con los niños a La Molina, os proponemos algunos de los mejores hoteles de los alrededores para alojarse en familia y os contamos las actividades que podéis hacer allí con niños.

¿Qué actividades se pueden hacer en invierno con niños en La Molina?

La Molina es un destino excelente para los esquiadores experimentados o aquellos que están dando sus primeros pasos en este deporte. Cuenta con 71 kilómetros esquiables repartidos en 68 pistas, un enorme snowpark y el superpipe más grande de los Pirineos. Por supuesto, tiene muchas otras opciones de entretenimiento en la nieve. Una de las actividades estrella son los paseos panorámicos en telecabina, un recorrido a unos 900 metros de altura que dura aproximadamente 20 minutos, desde donde se puede divisar la comarca de la Cerdaña y gran parte del Pirineo catalán y oriental francés.

Lamolina

Otra de las actividades más demandadas son las excursiones en máquinas pisanieve y con raquetas de nieve a través de los distintos circuitos señalizados que se adentran en la naturaleza, una forma divertida de descubrir los alrededores de la estación durante la temporada invernal, ya sea solos o con la compañía de un guía que os explicará las particularidades de la zona.

Para los más pequeños o aquellos que no saben esquiar, están los paseos en tándem esquí, que les permitirán descubrir los rincones más bellos de la estación sin necesidad de usar una tabla y unos bastones. Para los más atrevidos se organizan paseos en motos de nieve y rutas en Segway, a la vez que hay una pista de trineos, en la que podéis llevar vuestro propio trineo o alquilar uno en las instalaciones.

Otro espacio que no podéis perderos es el Fun Park, una zona abierta y decorada con divertidos módulos infantiles, donde tanto los niños como sus padres podrán disfrutar de increíbles descensos sorteando animales, árboles y setas imaginarias. Además, la estación cuenta con dos parques infantiles: el Parque de Nieve, en el que los peques podrán participar en clases particulares, cursos de iniciación y distintas actividades para grupos en la nieve, y el Parque Infantil, un espacio cubierto donde podrán jugar en la zona de juegos bajo cuidado profesional.

5 hoteles donde hospedarse con los niños en La Molina

En los alrededores de La Molina podréis encontrar diversos hoteles con entretenimientos para los niños. Estas son algunas de las mejores opciones para las familias:

1. Hotel Solineu

Hotel Solineu, en La Molina, Girona

A pocos metros de la estación de La Molina se encuentra este hotel de aspecto rural, una opción perfecta para alojaros en familia. Cuenta con habitaciones familiares y triples para que tengáis a los niños siempre cerca, a la vez que dispone de múltiples espacios para que se diviertan: tiene una sala de juegos y un parque infantil, así como una terraza donde se puede disfrutar de unas vistas increíbles. Y para que durante la noche los niños también se entretengan, tiene libros, DVD y música infantil. Además, el hotel posee un guardaesquís, ofrece alquiler de equipamiento y cuenta con una escuela de esquí para los que quieran iniciarse en este deporte.


2. Alp Hotel Masella

Alp Hotel Masella, en Alp, Girona

Este hotel se encuentra a poco más de 4 kilómetros de la estación de La Molina, a solo un paseo de distancia que, sin duda, vale la pena recorrer. El hotel dispone de habitaciones dobles y adaptadas pensadas para las familias con niños y ofrece la posibilidad de que los pequeños de casa, menores de 3 años, se alojen gratis. Además, cuenta con una sala de lectura y una sala de juego dotada de mesa de ping pong y máquinas recreativas para que los peques nunca se aburran. También tiene una piscina interior y un miniclub en el que organizan distintas actividades recreativas para los niños. Y, además, ofrece servicio de guardaesquís.


3. Hotel Spa La Collada

Hotel Spa La Collada, en La Molina, Girona

Situado en lo más alto de la Collada de Toses, en pleno centro del Pirineo Catalán, se erige este hotel de montaña, desde donde tendréis unas vistas naturales increíbles. Sin embargo, su mayor atractivo para las familias son sus múltiples espacios y opciones de entretenimiento pensados especialmente para los niños: dispone de sala de lectura y televisión, así como de una piscina interior infantil y una cafetería con vistas panorámicas donde sentarse a tomar un tentempié. Y para que os sintáis como en casa durante vuestra estancia, cuenta con habitaciones familiares, donde pueden alojarse gratis los niños menores de 3 años.


4. Hotel HG La Molina

Hotel HG La Molina, en La Molina - Alp, Girona

A pie de las pistas de la estación de La Molina, en el Valle de la Cerdaña, se sitúa este hotel, ideal para las familias que disfrutan las experiencias en la nieve. De hecho, las instalaciones cuentan con habitaciones familiares con capacidad de hasta 6 personas para que no tengáis que separaros en ningún momento. También tiene diferentes espacios para que los niños se diviertan mientras disfrutáis del spa y sus circuitos de aguas: tiene un miniclub, que cuenta con servicio de animación, actividades dirigidas y todo tipo de juegos y manualidades, así como una sala de juegos y una zona ajardinada con piscina. Además, ofrece servicio de guardaesquís y guardabotas.


5. Xalet Refugi UEC

Hotel Xalet Refugi UEC, en La Molina, Girona

A poco más de dos kilómetros de La Molina, se erige este hotel, una apuesta perfecta para quienes quieran alojarse cerca de las pistas de esquí. Las instalaciones cuentan con distintos tipos de habitaciones para todos los gustos, desde espacios con baños compartidos hasta habitaciones familiares con baño propio para que os sintáis como en casa. Aunque en realidad su mayor atractivo son sus diferentes opciones para el entretenimiento de los niños: tiene una zona de lectura con revistas y libros de montaña, así como un espacio de juego con mesa de ping pong y una sala de Boulder para los más atrevidos. También está el Rincón de los niños y niñas, un espacio donde los pequeños podrán jugar a su antojo mientras disfrutáis tranquilamente de las maravillosas vistas a la montaña.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver información legal y reglas de comentarios