El tiempo con tus hijos no corre… ¡vuela!

Tiempo con tus hijos

Los niños cuando son pequeños parece que serán pequeños para toda la vida, o quizá ese es el deseo profundo de todos los padres. Pero no es así, los niños crecen y además lo hacen tan rápido que casi ni nos damos cuenta. Pasan de ser recién nacidos a niños que aprenden a hablar, caminar, a niños más grandes que te sorprenden con sus respuestas y pensamientos, a niños que quieren su independencia… El tiempo a su lado no corre… ¡vuela!

Además, el tiempo es el tesoro más preciado que tenemos y se pasa demasiado rápido. Los minutos y las horas que se pasan ya no volverán jamás… Tu hijo no será pequeño siempre, por eso, aunque en ocasiones sientan que hay situaciones que te sobrepasan o que te agobian, te puedo asegurar, que cuando mires atrás desearás que vuelvan esos momentos, para revivirlos, para volver a disfrutar de ellos.

Mirar hacia atrás en la vida solo te hará sentir nostalgia, sobre todo cuando mires a los ojos a tus hijos y veas cómo crecen, como cada vez te necesitan menos (aunque te necesiten siempre), cómo empiezan a desplegar sus alas para volar bien alto por su cuenta.

Los niños crecen en todos los aspectos ¡muy rápido!

Cuando un bebé es recién nacido y lo tienes en tus brazos, parece el ser más frágil de toda la Tierra y solo tú tienes la responsabilidad de que crezca sano y fuerte, porque te necesita para conseguirlo. Es dependiente de ti en todos los aspectos. Pero los niños crecen y los primeros años de vida son los que se producen los cambios más impresionantes.

En el primer año el pequeño triplica su peso, crece muy rápido y es a partir de los 4 años cuando el crecimiento se ralentiza y lo hacen de forma más progresiva… Aunque no paran de crecer. Es a partir de los 12 años cuando junto con la llegada de la pre adolescencia y adolescencia los niños y niñas vuelven a crecer rápidamente con grandes cambios físicos, emocionales y psico sexuales.

Los niños también cambian emocionalmente porque su desarrollo emocional es una constante desde el nacimiento y además, necesario para su futuro. Las emociones juegan un papel importante en su desarrollo físico y emocional y por eso, es muy importante que aprendan a reconocer sus emociones, a ponerles nombre y a poder manejarlas en las diferentes situaciones de la vida. Estas emociones le hará conocerse mejor y poder trabajar su autoestima y la confianza en sí mismo.

Los niños crecen muy rápido

Tu tiempo es su mejor regalo

Tus hijos te necesitan para ser felices. Necesitan que les regales tiempo de calidad, que te organices para que puedas disfrutar a su lado, para que puedas verles crecer para que te sientan cerca en cada momento. Si durante el día tienes muchas tareas solo tienes que implicar a tus hijos en ellas, no delegar siempre a otros para que les cuiden y que tú puedas tener tiempo para ti en esas actividades. Por ejemplo, puedes incluir a tus hijos en el momento de ir a la compra, en hacer las tareas domésticas, hacer los deberes, contarles un cuento por la noche, salir a pasear o simplemente pasar un tiempo de risas juntos… Consiste en sacar tiempo para disfrutar con y de ellos.

Esto no quiere decir que no debas tener tiempo para ti, que también… Pero tus hijos, son tu prioridad. El tiempo para ti lo puedes sacar con una buena organización y sin dejar a tus hijos en segundo plano. Recuerda que el tiempo que no pasas a su lado, no volverá jamás. Así que el tiempo que tengas y que puedas disfrutar, aprovéchalo. El tiempo en familia es el tiempo mejor aprovechado del mundo. Eres su maestro, su guía, su ejemplo, su camino… Su todo y por eso, tu tiempo para ellos es oro.

Deja un comentario sobre “El tiempo con tus hijos no corre… ¡vuela!”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Reglas para comentar en Etapa Infantil

Etapa Infantil es un blog plural abierto a los padres, educadores y todas las personas interesadas en la crianza y la educación de los niños. Nos gusta dialogar porque pensamos que el debate enriquece. No obstante, también es necesario mantener cierto orden en la web. Por eso, antes de escribir un comentario, te recomendamos que leas las siguientes normas:

  • No escribas comentarios ofensivos, difamadores, vulgares o que puedan considerarse como un ataque personal. Si vas a expresar una opinión diferente, que sea de forma respetuosa.
  • No envíes SPAM ni hagas comentarios con fines publicitarios. Si vas a incluir un enlace, cerciórate de que realmente aporta valor a la lectura.
  • Asegúrate de que el comentario se corresponde con el tema del artículo. Si no es así, busca el artículo correspondiente. En el blog hemos tratado muchísimas temáticas.
  • Sé breve, no escribas comentarios muy largos. Ten en cuenta que nuestro tiempo es limitado y nos resulta más fácil responder si eres conciso.
  • Utiliza adecuadamente el castellano, recuerda que todos los lectores deben entender lo que escribes.
  • No escribas en mayúsculas, es como si estuvieras gritando y resulta incómodo de leer.

¡Gracias por compartir tus opiniones y experiencias!