No quieras ser perfecta como madre, pero conoce las claves para acercarte bastante

Sin ser perfecta puedes ser la mejor madre

madre perfecta

No. No quieras serlo. No merece la pena. La vida no es perfecta ni tú tienes que serlo. La maternidad es complicada y lo que importa en ella sobre todo, es que tú te sientas bien con lo que haces, que tus hijos te amen y te respeten y que tú, les respetes a ellos. Pero para todo esto, no tienes que ser perfecta, solo tienes que ser su madre. Tampoco intentes ser perfecta para los demás, solo tienes que sentirte bien contigo misma y olvidarte de pensamientos ajenos.

La maternidad es un camino complicado desde que comienza, nadie te puede decir qué hacer o qué no hacer según algunas circunstancias concretas. Eres tú quién debe escuchar a tu instinto para poder tomar la mejor decisión en cuanto a tus hijos. Para que tus hijos sean felices a tu lado, no tienes que ser perfecta, solo tendrás que pensar en algunas cosas que te facilitarán el camino, y a ellos también. Conoce las claves para acercarte bastante a la perfección como madre, pero sin tener que serlo.

Respeta a tu hijos

La mejor manera de ganar respeto es mostrar respeto. Dale a tu hijo el mismo nivel de respeto que le darías a otra persona. Habla de forma amable y honra sus opiniones, presta atención cuando te hable. Trata de no convertir situaciones en una batalla constante ni en una guerra de voluntades. Por ejemplo, si tu hijo es un comedor exigente no esperes a que esté en la mesa pare empezar una batalla campal. En lugar de eso, intenta motivarle para alentarle a comer los mismos alimentos que tú estás comiendo, sin ceder a sus caprichos y desde el respeto y la calma.

No tengas miedo a disculparte

Puede ser difícil admitir que has cometido un error, pero enfadarse y ponerse a la defensiva en lugar de disculparse hará que seas un mal ejemplo para tu hijo. Los niños necesitan aprender que es normal cometer errores y es importante disculparse cuando esto sucede. Trata de mantener la calma y explica a tu hijo lo que hiciste mal y por qué para después poder pedir disculpas de la forma más sincera.

claves madre perfecta

No trates de ser perfecta

Esforzarse para llegar a la perfección hará que sea difícil lidiar con la inevitable imprevisibilidad de la vida. Tratar de mantener el control completo de tu hijo también puede estar sofocando tu energía. En lugar de tratar de ser perfecta, es importante aprender a hacer frente a lo que la vida trae consigo y a sus inevitables giros. Acepta que a veces tu casa estará desordenada y que no tendrás tiempo para cocinar, limpiar, leer, pasear o hacer otras cosas siempre que quieras. Tener un tiempo para ti y aumentar tus energías no te hará ser una mala madre. 

Escucha a tus hijos

Es tentador asumir que sabes más que tus hijos, pero si no les escuchas algo estarás haciendo mal. En muchos casos, los niños van a ti porque tienen problemas y de forma casi automática, los padres queremos ofrecerles soluciones, aunque a veces es mejor sentarse y escuchar. Esto le dará el apoyo necesario y sabrá que es importante para ti en todo momento.

Cultiva la independencia de tus hijos

Si le ofreces a tus hijos tu ayuda constante le estarás quitando la capacidad de aprender a hacer cosas por su cuenta. Anima a tu hijo a actuar por sí mismo, así será mucho más útil para ellos que si les haces todo, generándoles inseguridad y dependencia. Ofrece orientación y anima a tus hijos para ver hasta dónde son capaces de hacer. Cuando tu hijo realice una tarea con éxito se estará motivando hacia la independencia, disfrutando de la satisfacción de las cosas bien hechas.

Guíale en lugar de castigarle

Los niños tienen el objetivo de complacer a los que les rodean, por lo que ofrecer una disciplina constante y crítica puede ser muy difícil emocionalmente para ellos. Ser un buen ejemplo de amor, centrándote en la reorientación en lugar de en el castigo, puede ayudar a tus hijos a que sean capaces de ponerse límites y al mismo tiempo a aprender de empatía. Esto te ayudará a criar a niños que quieren y saben comportarse bien en lugar de probar los límites constantemente.

Deja un comentario sobre “No quieras ser perfecta como madre, pero conoce las claves para acercarte bastante”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver información legal y reglas de comentarios

INFORMACIÓN LEGAL

Etapa Infantil te informa que los datos de carácter personal que nos proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por DICE LA CANCION, SL (Etapa Infantil) como responsable de esta web.

La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para gestionar los comentarios que realizas en este blog.

Legitimación: Consentimiento del interesado. Como usuario e interesado te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Linode (proveedor de hosting de Etapa Infantil) fuera de la UE en Otros. Linode está ubicado en UE, un país cuyos nivel de protección son adecuados según Comisión de la UE. Ver política de privacidad de Linode. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no atender pueda tu solicitud.

Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en info@etapainfantil.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.

Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en mi página web: etapainfantil.com, así como consultar mi política de privacidad.

REGLAS PARA COMENTAR

Etapa Infantil es un blog plural abierto a los padres, educadores y todas las personas interesadas en la crianza y la educación de los niños. Nos gusta dialogar porque pensamos que el debate enriquece. No obstante, también es necesario mantener cierto orden en la web. Por eso, antes de escribir un comentario, te recomendamos que leas las siguientes normas:

  • No escribas comentarios ofensivos, difamadores, vulgares o que puedan considerarse como un ataque personal. Si vas a expresar una opinión diferente, que sea de forma respetuosa.
  • No envíes SPAM ni hagas comentarios con fines publicitarios. Si vas a incluir un enlace, cerciórate de que realmente aporta valor a la lectura.
  • Asegúrate de que el comentario se corresponde con el tema del artículo. Si no es así, busca el artículo correspondiente. En el blog hemos tratado muchísimas temáticas.
  • Sé breve, no escribas comentarios muy largos. Ten en cuenta que nuestro tiempo es limitado y nos resulta más fácil responder si eres conciso.
  • Utiliza adecuadamente el castellano, recuerda que todos los lectores deben entender lo que escribes.
  • No escribas en mayúsculas, es como si estuvieras gritando y resulta incómodo de leer.

¡Gracias por compartir tus opiniones y experiencias!