¿A quién quieres más, a mamá o a papá?

¿A quién quieres más, a mamá o a papá? Esta es una pregunta que debería estar prohibida en las conversaciones entre padres e hijos. Algunos padres y madres sienten la tentación de preguntarle a sus hijos sobre a quién quieren más, a mamá o a papá pero la realidad es que es una pregunta que no debe tener respuesta puesto que los niños aman a sus padres de forma incondicional y nunca se les debe poner en la tesitura de pensar a cuál de los dos quiere más.

Es posible que en algún momento los niños puedan sentir cierta predilección por mamá o por papá, dependiendo de con quién pasen más tiempo o dependiendo de con quien tenga más afinidad. Es posible que los niños tengan un padre o madre con el que se decantarían si se les hace esta pregunta pero no deben nunca encontrarse ante esta tesitura, deben aprender que el amor no se divide, que se multiplica y que ambos progenitores que le quieren y le cuidan por igual, merecen el mismo amor y respeto, aunque se decante más por uno que por otro.

Cuando prefiere a mamá o a papá

Es posible que el algún momento de la infancia de tu hijo te des cuenta de que prefiere a un progenitor que a otro, pero lo más seguro es que sean percepciones tuyas, porque los niños muestran abiertamente cómo quieren estar con mamá o con papá en diferentes momentos, esto no quiere decir que quieran más al padre, a la madre o a la inversa.

Los adultos pueden tener la sensación de que un niño se decanta más por su madre o por su padre, pero en ningún momento será adecuado hacerle la famosa pregunta, sino que se deberán reforzar los lazos y el vínculo emocional que existe entre ambos para que no se desarrolle ninguna brecha emocional. Es necesario descubrir por qué un hijo o hija prefiere a mamá o a papá, sólo de esta manera se podrán comprender las causas.

Cuando prefiere a mamá o a papá

Algunas causas del distanciamiento emocional

En ocasiones un padre -o madre- que grita, riñe o que todo le molesta hará que sin darse cuenta, su hijo/a se aleje emocionalmente de su lado. Un padre -o madre- que nunca se encarga de cuidar o jugar con sus hijos por falta de tiempo -o de ganas- tampoco será el progenitor con el que mejor se sientan los niños.

También es posible que existan madres -o padres- sobreprotectoras o que quieran ocupar el mayor puesto en la vida de sus hijos haciendo que los pequeños la rechacen o simplemente pueden ser personas acaparadoras que dejen de un lado al otro progenitor, creando confusión en los hijos.

Son muchas las causas que pueden hacer que un niño prefieran pasar más tiempo con su padre o con su madre -que esto no significa que les quiera más o menos-, y es necesario saber y averiguar por qué ocurre y de éste modo buscar las soluciones más adecuadas y encontrar de este modo, la unión familiar.

Cuidar el vínculo emocional

Resulta imprescindible que desde que los niños llegan a nuestro mundo, se creen en casa hábitos y rutinas que les hagan sentirse seguros y queridos por ambos progenitores. Tanto papá como mamá deberán encargarse de cuidar y velar por sus hijos para no dividir los papeles. Además, resulta primordial que los padres siempre vayan por el mismo camino educativo para que los niños además de sentirse seguros y protegidos, sepan cuáles son las normas y los límites más importantes en el hogar y para la familia.

La unión familiar, el respeto mutuo y el amor, son imprescindibles para un ambiente familiar sano.

Deja un comentario sobre “¿A quién quieres más, a mamá o a papá?”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver información legal y reglas de comentarios