10 errores que cometen los padres en la actualidad

Errores padres actualidad

Todos queremos ser los padres perfectos pero simplemente, no podemos serlo. La perfección no existe y lo normal es que se cometan errores, y que además, se repitan sin darnos cuenta. Pero lo que importa no son los errores en sí mismos, sino saber qué hacer cuando se han cometido.

Si te has dado cuenta de que has cometido un error como padre o madre, no mires hacia otra parte. Asume tu responsabilidad, que sea todo un aprendizaje para ti. Después, busca la manera de arreglarlo, y si no se puede, busca la forma al menos, de no repetirlo.

Recuerda que tú eres el máximo ejemplo para tus hijos y que ellos deben ver en ti un modelo a seguir en todos los aspectos. Por ello cometer errores puede generarte cierta inseguridad, pero como te hemos comentado antes, el secreto no está en no cometerlos, sino en saber qué hacer con ellos.

La paternidad y la maternidad son todo un desafío para cualquier familia, pero serás capaz de dar a tus hijos las herramientas que necesitan para que, si cometen errores en el futuro también sepan cómo afrontarlos sin caer en la desesperación, frustración o el pesimismo.

Los 10 errores más comunes

Vamos a presentarte algunos errores comunes que puedes haber experimentado en tu vida o que incluso pueden ocurrir en el futuro. Pero a partir de ahora estarás en aviso y sabrás que estos errores pueden llegar a tener consecuencias en el desarrollo emocional y personal de los niños, en caso de que TÚ no los corrijas a tiempo.

Si prestas atención, tu vida mejorará y la de tus hijos… también.

  1. Ser una persona impaciente. Puede que les metas prisa a tus hijos por tu falta de paciencia y no porque realmente haga falta o porque no haya otra solución. Tus hijos no podrán desarrollar sus propias habilidades y tú no estarás respetando su ritmo evolutivo. Tómate la vida con más calma… Lo necesitáis todos.
  2. Ignorar los sentimientos de tus hijos. Ellos también tienen emociones y sentimientos, y además son muy intensos. Lo peor es que sin tu guía no entienden qué les ocurre. Si no les enseñas a entender sus sentimientos y los de los demás, crecerán sin saber que las emociones son la mejor guía de su vida. No les ocultes esto… Cultiva tu empatía, paciencia y comprensión hacia todo lo que sienten.
  3. Hacer comparaciones con otros. A veces sientes que estas comparaciones salen solas, como cuando comparas a tus hijos con sus amigos. Pero en realidad, no importa con quién hagas esas comparaciones… Hacerlo siempre afectará de manera negativa al desarrollo infantil. También perjudicará su autoestima, la confianza en sí mismo y en los demás. Les impedirá desarrollar sus habilidades o cualidades por miedo a la crítica o a no estar a la altura.
  4. Discutir o pelear delante de los niños. Los niños aprenden de lo que ven. Si tus hijos te ven a ti y a tu pareja gritaros, faltaros al respeto, hablaros mal, humillaros… ¿qué piensas que estarán aprendiendo? Exacto. Las agresiones físicas o verbales siempre marcan el corazón de un niño.
  5. Hacer falsas promesas. Los niños sienten más de lo que te imaginas, y si les prometes algo que después no cumples, entonces se les quedará grabado de por vida. Romperán vuestra confianza y el respeto que sienten hacia ti. Las palabras siempre deben estar respaldadas por las acciones.
Errores comunes madres
  1. No hablar ni confiar en tus hijos. Para que crezcan teniendo una buena autoestima es necesario que se desarrollen sabiendo que confías en ellos y que pueden confiar en ti hablando contigo de lo que sea. Trabaja la buena comunicación y un buen vínculo emocional para que puedan crecer felices.
  2. Juzgar a otras personas. Si eres de las personas que juzgan a otros, ten cuidado. Quizá pienses que no haces daño a tus hijos porque no es hacia ellos la crítica. Pero la realidad, es que éstas críticas o quejas constantes hacia otros, solo estarán enseñando a tus hijos un modelo tóxico y poco adecuado de relación interpersonal. Además pueden sentirse muy afectados por esas críticas que haces a otros.
  3. Decir mentiras. La verdad es necesaria aunque duela demasiado. Mentir es cruel y nunca tendrá un buen resultado. Por eso, di siempre la verdad a tus hijos por difícil que sea. Por supuesto, tendrás que adaptar las palabras a su edad para que el impacto no sea muy negativo. En cualquier caso, escoge las palabras con cautela para poder decir siempre la verdad.
  4. No respetar los intereses de tus hijos. Nunca te proyectes en tus hijos. Tus sueños fracasados o no cumplidos no tienen porqué formar parte de la vida de tus hijos. Por este motivo, es importante que respetes sus intereses y sus sueños y nunca les impongas los tuyos. Respeta sus pensamientos, sus decisiones y sus metas.
  5. No permitir equivocaciones. Igual que le sucede a cualquier otra persona, los niños también necesitan equivocarse y cometer errores. De esta manera se darán cuenta de que pueden aprender de ellos y mejorar su vida gracias a estas experiencias. Dejarán de lado al peligroso perfeccionismo y aprenderán a tolerar la frustración… algo tan necesario para la vida.

Estos son solo 10 de los errores más comunes, pero por supuesto hay más, ¡la vida está llena de ellos! Lo que importa es que sepas identificarlos, aprender de ellos y ponerles remedio. ¡Tu vida será mucho más interesante!

Bibliografía

Ramírez, M. (2019) Los errores de los padres: Como evitarlos y corregirlos. Editorial: Independently

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver información legal y reglas de comentarios