¿Es buena idea el cuidado familiar para tu bebé?

Ten en cuenta algunas cosas

cuidado familiar bebé

Tanto si es tu madre, tu tía o cualquier otro pariente que te dice que está disponible para cuidar a tu bebé, es posible que te haya tocado una pequeña lotería con esto. Existe una ventaja en que cuide a tu bebé un familiar y es que tendrás mucha más tranquilidad al saber que tu bebé está con un miembro de tu familia. Más de una cuarta parte de todas las mujeres trabajadoras optan por un cuidador familiar para cuidar a su bebé, por la tranquilidad y porque también, se ahorrar bastante dinero. Pero, ¿es la mejor idea?

Sin embargo, como en todas las opciones en el cuidado de los bebés y los niños, pueden haber potenciales peligros cuando se escoge el cuidado familiar para los bebés. Por un lado, probablemente sería muy difícil decirle a tu madre o suegra que no te gusta cómo está haciendo las cosas con tu bebé -esto podría causar una discusión familiar sobre todo si ella ha criado a bastantes hijos y tú eres madre primeriza-. Es por esto que antes de pensar en escoger un cuidado familiar, debes hacerte las siguientes preguntas.

5 preguntas que debes hacerte antes de recurrir a un cuidador familiar para tu bebé

1. ¿Tienes buena relación con esta persona?

Es necesario que seas honesta contigo misma y aunque tu relación no tiene nada que ver con la relación de esa persona con tu bebé, tu tranquilidad es muy importante. Puedes tener una conversación franca con el cuidador o la cuidadora familiar para comentarle las cosas antes de continuar, sobre todo si no le ves muy seguro/a de querer hacerlo. Es mejor que estés tranquila y que la otra persona realmente quiera hacerlo, si lo siente como una obligación, entonces no será una buena idea.

2. ¿Tiene buena relación con los niños?

Tanto si es tu hermana o tu cuñada o cualquier otra persona, puede sentir gran amor al visitar a tu bebé, le abraza y le da amor en la visita, pero hacer eso y tener que cuidarle durante varias horas son cosas muy diferentes. Igual que harías en el caso de contratar a una niñera para tu hijos, deberás considerar que tenga buena paciencia, que tenga una conducta amable y que sobre todo, que tiene experiencia en el cuidado de bebés y niños.

cuidador familiar para tu bebé

3. ¿Es capaz de actuar en situaciones bajo presión?

Hay personas que valen para actuar en situaciones de presión y otras que les cuesta un poco más. Cuidar a un bebé en ocasiones no es tan fácil como parece, sobre todo si tienen cólicos o si se vuelven irritables. Es necesario que te asegures que el cuidador o la cuidadora familiar que tienes en mente sea capaz de afrontar cualquier tipo de situación.

4. ¿Tiene suficiente energía?

En ocasiones cuando se decide por los abuelos como cuidadores familiares, se olvida que debido a la vejez pueden sentir que no tienen la energía o fuerza necesaria para cuidar a un bebé, cogerle en brazos, cambiarle o incluso jugar con él. Es por eso que es importante que valores si esa persona tiene energía y resistencia necesaria para poder cuidar a tu bebé.

5. ¿Habrá buena comunicación?

La comunicación abierta es la clave para una relación exitosa en el cuidado de lo niños. Algunas madres encuentran que no es tan fácil hablar algunas cosas con el cuidador familiar porque falta confianza, esto puede hacer que la relación se enquiste. Por un lado, los trabajadores de una guardería son profesionales al cuidado de los niños y están acostumbrados a trabajar con padres, además es posible hablar de forma abierta sobre tus preocupaciones.

Si no te gusta cómo está cuidando a tu bebé puede ser complicado mantener una buena comunicación para poder arreglar el asunto, pero por supuesto, sería algo que de forma asertiva, tendrías que hacer para poder reconducir la situación. Además, el cuidador familiar deberá ser capaz de seguir tus reglas mientras cuida a tu bebé.

¿Crees que hay alguna cuestión más a tener en cuenta?

Deja un comentario sobre “¿Es buena idea el cuidado familiar para tu bebé?”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Reglas para comentar en Etapa Infantil

Etapa Infantil es un blog plural abierto a los padres, educadores y todas las personas interesadas en la crianza y la educación de los niños. Nos gusta dialogar porque pensamos que el debate enriquece. No obstante, también es necesario mantener cierto orden en la web. Por eso, antes de escribir un comentario, te recomendamos que leas las siguientes normas:

  • No escribas comentarios ofensivos, difamadores, vulgares o que puedan considerarse como un ataque personal. Si vas a expresar una opinión diferente, que sea de forma respetuosa.
  • No envíes SPAM ni hagas comentarios con fines publicitarios. Si vas a incluir un enlace, cerciórate de que realmente aporta valor a la lectura.
  • Asegúrate de que el comentario se corresponde con el tema del artículo. Si no es así, busca el artículo correspondiente. En el blog hemos tratado muchísimas temáticas.
  • Sé breve, no escribas comentarios muy largos. Ten en cuenta que nuestro tiempo es limitado y nos resulta más fácil responder si eres conciso.
  • Utiliza adecuadamente el castellano, recuerda que todos los lectores deben entender lo que escribes.
  • No escribas en mayúsculas, es como si estuvieras gritando y resulta incómodo de leer.

¡Gracias por compartir tus opiniones y experiencias!