La importancia de una buena salud mental en la primera infancia (y durante toda la vida)

Es necesario que los padres sepan diferenciar qué es la salud mental en la primera infancia (igual que en cualquier etapa de la vida) y es que sólo comprendiendo, se tendrán las herramientas necesaria para entender y poder buscar soluciones siempre que sea necesario hacerlo. Una buena salud mental en la primera infancia es definida como la capacidad que tiene un niño para poder experimentar, regular y expresar sus emociones, asegurar unas buenas relaciones interpersonales, explorar el entorno y aprender todo lo necesario en el contexto de la familia, la comunidad y la cultura. Es decir, una buena salud mental infantil es sinónimo de un buen desarrollo social y emocional.

La felicidad para una buena salud mental

Es necesario que para que los niños puedan tener una buena salud mental puedan tener una infancia sana y feliz, así también como una adecuada salud física y unas necesidades básicas y emociones bien satisfechas. Para tener una buena salud mental en los niños (y también en los adultos) es necesario buscar el equilibrio entre la mente y el cuerpo, las influencias externas y el cómo nos lo tomemos también pueden tener una carga muy importante.

Las influencias externas pueden afectar al cómo nos sentimos con nosotros mismos, lo que hacemos, lo que pensamos y el cómo nos relacionamos con los demás. Una buena salud mental ayuda a niños y adultos a establecer relaciones positivas con las demás personas, consigo mismos y a poder disfrutar de la vida mucho mejor. Los niños con una buena salud mental se sienten bien consigo mismos y se sienten capaces de hacer y aprender cosas nuevas ya que su autoestima la tendrán sin daños. La buena salud mental en la primera infancia es la base fundamental para poder tener una vida positiva y luchar por un bienestar personal en el futuro.

salud mental infancia

Cuando hay problemas de salud mental en la primera infancia

Cuando existen problemas en la salud mental en los niños, afectarán al comportamiento, a los sentimientos, al aprendizaje, a las relaciones, a la salud física y al bienestar en general. Los padres o los adultos de referencia para los pequeños tienen la obligación de apoyar a los niños que están pasando por cualquier tipo de dificultad. Es necesario que estén informados en todo momento y que busquen las causas que están creando el malestar emocional en los pequeños.

Algunas cosas que causan problemas de salud mental en los niños pueden ser una condición médica, circunstancias sociales, factores biológicos, psicológicos, sociales, de aprendizaje, etc. Cualquiera de estos factores puede tener una influencia positiva o negativa en la salud mental de un niño y por eso los padres deben velar por que un niño esté bien atendido en todos estos ámbitos.

Cosas que pueden hacer los padres para mejorar la salud mental de sus hijos

Los padres deberán trabajar codo con codo con los profesionales que atiendan a los niños en cualquier área de su vida y además deberán ser los protagonistas del apoyo emocional de sus hijos cada día. Es necesario tener un contacto frecuente con el personal profesional que atiende a los niños, saber cómo se comportan en otros ámbitos que no sea el hogar, saber si los posibles cambios en casa están afectándole emocionalmente o no, etc.

Leer información sobre lo que crees que está ocurriéndole a tu hijo y buscar estrategias a través de profesionales para poder lograr que tenga una buena salud mental. Cuando los padres no tienen en cuenta todo esto y no se preocupan por el bienestar emocional o por el entorno cercano de sus hijos o piensan que la salud mental es algo que se cuida solo, es cuando aparecen los trastornos de comportamiento, los problemas alimenticios, etc. Los padres deben ser la guía de los hijos desde el momento en que nacen, el mejor apoyo emocional, para potenciar todo lo bueno que tienen los niños dentro, sin importar las características.

3 comentarios sobre “La importancia de una buena salud mental en la primera infancia (y durante toda la vida)

  1. Graciela Olaya Guerrero dice:

    para una buena salud mental , hay muchos factores
    que influyen,como es el descuido de uno los padres o el abandono, o conflictos familiares, carencia de las cosas necesarias,enfermedades, todos estos puntos dañan la salud mental,cuando se pierde el amor , respeto de parte de los padres eso conlleva al sufrimientos y traumas psicológicos en el niño.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver información legal y reglas de comentarios