El divorcio es un botón de reinicio familiar

Un divorcio es una oportunidad de hacer las cosas mejor

divorcio reinicio familiar

Cuando una pareja comienza a formar una familia en ningún momento piensa que en el futuro las cosas pueden ir tan mal como para decidir que rumbo tomar. Una pareja cuando se enamora todo es idílico y no siente ni quiere que esa fase tan bonita de su vida, cambie. Pero nunca se sabe qué es lo que nos deparará el futuro. La vida es un camino serpenteante donde habrá tramos más llanos y fáciles de recorrer y otros con difíciles obstáculos a los que hacer frente.

No todas las parejas son capaces de poder superar juntos los obstáculos que la vida depara, sean cuáles sean. Por eso, en muchas ocasiones y con todo el dolor del mundo, deciden escoger un camino diferente en medio de una bifurcación: el divorcio. El divorcio es un tramo muy complicado de superar y en todas las ocasiones, duele. Es una transición costosa para todos los componentes de una familia.

El divorcio con hijos

Cuando una pareja se divorcia ya es una transición muy difícil de realizar y de superar, pero cuando además hay hijos por medio, aún puede ser más complicado. Los niños, son egocéntricos por naturaleza y por tanto, en medio de un divorcio se pueden sentir culpables de lo sucedido y si no se les apoya bien en medio del caos, se pueden desestabilizar emocionalmente y que en el futuro, puedan haber problemas emocionales en el hogar.

En cambio, si un divorcio se hace bien y los niños tienen el apoyo emocional de ambos progenitores todo el tiempo, y éstos, se comprometen a tener una buena comunicación por el bien de los hijos (dentro de lo posible), entonces los niños pueden sufrir menos el cambio. Ellos necesitan seguridad, confort, necesitan sentir que no deben elegir bando, que sus padres se respetan, que no hablan mal el uno del otro (si no te puedes llevar bien con tu ex pareja, al menos no digas cosas negativas de su persona delante de los hijos), etc.

divorcio boton reinicio familiar

Habéis pulsado el botón de reinicio familiar

Cuando se da al botón de reinicio familiar ya no hay marcha atrás. Es necesario que todos los miembros de la familia estén al tanto. Pero un botón de reinicio no tiene que ser algo malo. Es preferible que dos personas críen a sus hijos en casas separadas llevándose medianamente bien, que hacerlo en la misma casa donde solo hay un ambiente tóxico, lleno de gritos y dolor.

Cuando una pareja se divorcia y toma esta decisión es porque no pueden estar más tiempo juntos, el amor se ha acabado o quizá el amor no es suficiente. Pero, puede aportar cosas buenas cuando se toca el botón de reincido familiar:

  • Se acabaron las peleas en casa.
  • Puedes comunicarte con tu ex únicamente por temas sobre vuestros hijos, sin hablar de nada más.
  • Aunque eches de menos a tus hijos cuando están en el tiempo con su otro progenitor, también podrás disfrutarlos aún más cuando estén contigo.
  • Tendrás tiempo para ti y para dedicarte a cosas que te gustan.
  • Podrás tener más tiempo de socialización.
  • Podrás rehacer tu vida sabiendo que es lo que no quieres en una relación de pareja.
  • Les darás a tus hijos un ejemplo evidente: cuando las cosas no van bien, hay que buscar soluciones para estar mejor.

Por tanto, si estás pasando por el trance de un divorcio y no lo estáis llevando bien, buscad ayuda de un profesional para que os indique el camino y que todos, tanto los adultos como los niños, podáis tener una transición adecuada y que cuando las aguas se calmen, todos podáis llevar una vida normal, siendo vuestros hijos felices entre dos hogares.

Deja un comentario sobre “El divorcio es un botón de reinicio familiar”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver información legal y reglas de comentarios