Tus hijos pueden romper tu relación de pareja

hijos estres pareja

Es una experiencia común pero de la que no todos hablan: tuviste una relación maravillosamente romántica antes de tener hijos. Cuando añades niños a la mezcla todo se convierte en un caos estresante, menos romántico y menos satisfactorio que vivir en pareja sin tener descendencia. No mires hacia otra parte, sabes que es verdad. Quieres a tus hijos con todo tu corazón, pero es la realidad.

Esto es tan común que podría considerarse algo universal. Sin embargo, no se suele hablar sobre esto cuando las personas hablan de tener hijos, y si ya se tienen tampoco se habla para que no se juzgue el propio amor por la descendencia.

El estrés y los niños

Las personas se dan cuenta de que los niños crean estrés en su relación de pareja, sobre todo cuando los niños son pequeños. Existe una caída de felicidad que no se aprecia hasta que los niños se convierten en adultos y se van de casa… Pero claro, en este momento muchas parejas ya se han divorciado, distanciado o simplemente, se acabó la chispa por el desgaste.

Los niños generan estrés en la relación porque la satisfacción conyugal disminuye. Las madres se sienten más estresadas que los padres… y la mayoría de relaciones de pareja se debilitan a medida que el vínculo con los hijos se fortalece.

Hay algunas cosas que hacen que aumente el estrés y que los padres, se sientan insatisfechos como pareja. Los factores más comunes son:

  • Se pasa menos tiempo en pareja
  • Se tiene menos tiempo para uno mismo
  • La vida se centra en la crianza y educación de los hijos
  • Los padres no atienden sus propias necesidades personales ni de pareja
  • Las parejas se sienten como compañeros de vida más que como parejas románticas
  • Se pueden tener diferentes responsabilidades y expectativas

También hay otros factores que pueden añadir aún más estrés a estas situaciones, aumentando los desafíos diarios de la pareja. Algunos de estos factores son:

  • Temperamentos fuertes en ambos miembros de la pareja
  • Problemas de salud física o mental
  • Problemas económicos
  • Falta de apoyo mutuo o social
hijos romper pareja

¡No todo está perdido!

La buena noticia es que no todo está pedido y que la satisfacción de las parejas con hijos también aumenta significativamente si los padres son conscientes de todo esto. El esfuerzo de criar a los hijos merece la pena y eso, también puede hacer que las parejas se fortalezcan. El secreto está en disfrutar del día a día, si las rutinas ahogan cambiarlas de vez en cuando, utilizar la empatía y la asertividad con tu pareja, potenciar experiencias positivas familiares, estar de acuerdo en la disciplina de los hijos…

Además, ¿quieres saber por qué merece la pena? Lee:

  • Los niños mejoran tu altruismo, ¡te conviertes en mejor persona!
  • Los niños reducen la probabilidad de divorcio. Si tienes hijos lo piensas mucho antes de romper la familia… serás capaz de luchar más por la conexión con tu pareja aunque los tiempo sean más difíciles.
  • Te das cuenta de que merece la pena… aunque los desafíos puedan ser difíciles, prácticamente todos los padres saben que merece la pena y que los hijos, dan sentido a la vida. Si tu vida tiene sentido, serás automáticamente más feliz.

Si te sientes estresado/a, habla con tu pareja e intentad encontrar las soluciones para. Que la crianza sea más equilibrada. Repartir las tareas, buscad momentos para uno mismo y también para disfrutar en pareja. Los niños son vuestro máximo tesoro, no permitáis que el estrés pueda con la maravilla de vuestro amor. Vuestros hijos son el fruto de vuestros sentimientos, ¡habéis formado una preciosa familia!

Deja un comentario sobre “Tus hijos pueden romper tu relación de pareja”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver información legal y reglas de comentarios