6 maneras de ser un abuelo maravilloso

Los abuelos son como los segundos padres

Maneras de ser un abuelo maravilloso

Es normal que en ocasiones a las personas les entren dudas de cómo deben interactuar con otras personas importantes en sus vidas.  En todas las familias pueden haber historias fantásticas de unión familiar, así como historias plagadas de decepción y frustración. En este sentido, es necesario trabajar con las familias para que se den cuenta de la importancia que tiene que los niños y adolescentes puedan tener un buen vínculo emocional con sus abuelos.

Existen niños que son felices por tener unos lazos increíbles con sus abuelos, pero también hay otros niños que se quejan porque son personas muy críticas y no se sienten bien estando a su lado. Igual que hay muchas maneras de ser padres, también hay otras muchas en las que se puede ser abuelo.

Aunque no existe ningún rol que esté claramente definido, los abuelos tienen un papel algo complicado ya que deben vincularse con sus nietos pero al mismo tiempo no pueden pisar los pasos de sus hijos adultos. Esto no es especialmente fácil, y menos cuando ellos deben hacerse cargo de los nietos cuando sus hijos adultos están trabajando o tienen que hacer algunas tareas. Aunque no hay un manual de instrucciones sobre cómo ser abuelo, hoy quiero darte algunos consejos para que te conviertas en un gran abuelo o una gran abuela sin peligro a que las relaciones con tus hijos adultos pueda salir perjudicada.

1. No critiques el estilo de crianza de tus hijos

Aunque estés en desacuerdo con el estilo de crianza de tus hijos adultos, nunca lo digas delante de tus nietos. Si no estás de acuerdo con ellos y sientes que es un tema realmente importante como para hablarlo, es necesario hacerlo cuando no estén los niños delante. Tus nietos no se benefician en absoluto de ver situaciones de conflicto entre sus padres y sus abuelos.

2. No rompas las reglas

Si los padres de tus nietos no les permiten realizar algunas actividades específicas como jugar a los videojuegos, comer ciertos alimentos a unas horas determinadas o unos días en concreto… entonces es necesario que no los pongas a su disposición. No te creas que tendrás una relación mejor con tus nietos por hacer cosas que no les permiten.

Ser un abuelo maravilloso

3. Cuéntales historias familiares

Puedes contarle a tus nietos historias divertidas sobre tu vida y la vida de sus padres cuando eran pequeños. Puedes mostrarles muchas fotos… el objetivo es enriquecer sus vidas, darles historias y escuchar cosas de las que ellos también forman parte de alguna manera, porque aunque no estaban presentes por no haber nacido, son historias de su familia. Además, esto humaniza a los padres y los niños disfrutan.

4. Mantente involucrado

Es necesario que tanto tus hijos como tus nietos te sientan involucrado en sus vidas. Pasa tiempo escuchándoles y manteniendo conversaciones cercanas. Cuando lo necesiten o te lo pidan, no dudes en ofrecer tus consejos, pero recuerda que antes de ofrecerlos debes preguntar si realmente quieren escucharlos o si prefieren un hombro en el que llorar.

5. No tengas favoritos…

… y si los tienes, que no se note. Es cierto que puedes encontrar que con algunos de tus nietos es más fácil relacionarse que con otros, pero todos ellos tienen cualidades únicas que les hacen diferentes y especiales. Es importante que todos tus nietos sientan que tienen un lugar especial en tu corazón.

6. Juega con ellos

Es muy importante enseñarle la importancia del juego a los nietos. Enséñales que el envejecer no significa que la vida se convierta en algo serio o sombrío. Envejecer sólo significa cumplir años físicamente, pero el alma no entiende de edades y sí entiende de amor.

Un comentario sobre “6 maneras de ser un abuelo maravilloso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Reglas para comentar en Etapa Infantil

Etapa Infantil es un blog plural abierto a los padres, educadores y todas las personas interesadas en la crianza y la educación de los niños. Nos gusta dialogar porque pensamos que el debate enriquece. No obstante, también es necesario mantener cierto orden en la web. Por eso, antes de escribir un comentario, te recomendamos que leas las siguientes normas:

  • No escribas comentarios ofensivos, difamadores, vulgares o que puedan considerarse como un ataque personal. Si vas a expresar una opinión diferente, que sea de forma respetuosa.
  • No envíes SPAM ni hagas comentarios con fines publicitarios. Si vas a incluir un enlace, cerciórate de que realmente aporta valor a la lectura.
  • Asegúrate de que el comentario se corresponde con el tema del artículo. Si no es así, busca el artículo correspondiente. En el blog hemos tratado muchísimas temáticas.
  • Sé breve, no escribas comentarios muy largos. Ten en cuenta que nuestro tiempo es limitado y nos resulta más fácil responder si eres conciso.
  • Utiliza adecuadamente el castellano, recuerda que todos los lectores deben entender lo que escribes.
  • No escribas en mayúsculas, es como si estuvieras gritando y resulta incómodo de leer.

¡Gracias por compartir tus opiniones y experiencias!