No permitas que tu hija viva con miedo

Mujer con miedo

El miedo o temor es una emoción que los seres humanos hemos tenido desde el principio de nuestra existencia. Es una emoción desagradable que es provocada cuando se tiene una percepción real o no de peligro, ya sea en el presente o el futuro. El miedo, además, provoca ansiedad por lo que la angustia de quien lo padece es mayor. Vivir con miedo es una tortura para cualquier persona de este mundo, y es que no se puede vivir con miedo.

La mujer no es un objeto sexual

Pero en la actualidad, las mujeres, empiezan a sentir miedo y hasta cierta paranoia por todo lo sucedido en la sociedad. Parece que las mujeres, para una minoría de personas (que me voy a guardar el calificativo), han dejado de ser personas y han pasado a ser meros objetos sexuales, sin importar la edad. Parece que ser una mujer es motivo para que algunos hombres puedan dejar escapar sus impulsos más perversos. Pero obviamente, esto no es así.

No todos los hombres, por supuesto. Afortunadamente la gran mayoría de los hombres de nuestra sociedad no son personas con problemas mentales que deban ser tratados por médicos especialistas, sino que son hombres que también entienden la gravedad del asunto. Hombres con mujeres en sus vidas a las que aman; madres, mujeres, hermanas, hijas, primas, sobrinas… La mujer es parte fundamental de la sociedad, al igual que el hombre. Siempre y cuando tanto el hombre como la mujer sean personas equilibradas emocionalmente que sepan comportarse correctamente para una buena convivencia social.

miedo mujer agresion sexual

El miedo actual en la sociedad

En algunas localidades de nuestro país se empiezan a hacer talleres de técnicas de defensa personal para mujeres, y se empiezan a vender llaveros que si los aprietas suenan muy fuerte desde bien lejos, llaveros que pueden ser clavados en el agresor como defensa personal, spray de pimienta… Es triste que las mujeres debamos recurrir a esto por miedo. Porque el miedo en realidad genera ansiedad.

Un miedo que aparece cuando una mujer va caminando sola por una calle y a lo lejos ve a una persona. Esa mujer se sentirá tensa hasta que no descubra si es mujer u hombre la persona que se acerca. Si es hombre, se tensará y acelerará el paso e incluso intentará buscar un camino alternativo. Si es mujer, respirará profundamente por alivio.

Que tu hija no viva con miedo

No permitas que tu hija viva atemorizada en nuestra sociedad. Ella debe crecer sintiendo seguridad y confianza. Simplemente busca formas para que se sienta segura y que pueda hacer una vida normal, como todas las mujeres del mundo. Para que tú también sientas tranquilidad cuando sale con sus amigas o a otro lugar, puede hacer cosas como llamarte o enviarte un whatstapp cuando llegue a su destino. Potencia la comunicación.

Si es necesario apúntale a clases de defensa personal, compra el llavero que hace el sonido fuerte cuando se aprieta… Pero sin que tenga miedo. Si no te mueves por miedo a hundirte, en realidad ya estás hundido. Las mujeres debemos llevar una vida normal y tomar las mismas precauciones que hemos hecho en cualquier época de la vida, simplemente por seguridad y precaución pero dejando la paranoia y el miedo a un lado.

No todos los hombres son malos, y si una niña empieza a tener miedo de todos los hombres crecerá confundida pensando que el sexo opuesto es terrible y temible. Y esto no tiene que ser así. En nuestra sociedad, desgraciadamente, hay personas malas (hombres y mujeres) y debemos tener ciertos comportamientos de seguridad para evitar que nos hagan daño, como siempre la humanidad a hecho.

Deja un comentario sobre “No permitas que tu hija viva con miedo”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Reglas para comentar en Etapa Infantil

Etapa Infantil es un blog plural abierto a los padres, educadores y todas las personas interesadas en la crianza y la educación de los niños. Nos gusta dialogar porque pensamos que el debate enriquece. No obstante, también es necesario mantener cierto orden en la web. Por eso, antes de escribir un comentario, te recomendamos que leas las siguientes normas:

  • No escribas comentarios ofensivos, difamadores, vulgares o que puedan considerarse como un ataque personal. Si vas a expresar una opinión diferente, que sea de forma respetuosa.
  • No envíes SPAM ni hagas comentarios con fines publicitarios. Si vas a incluir un enlace, cerciórate de que realmente aporta valor a la lectura.
  • Asegúrate de que el comentario se corresponde con el tema del artículo. Si no es así, busca el artículo correspondiente. En el blog hemos tratado muchísimas temáticas.
  • Sé breve, no escribas comentarios muy largos. Ten en cuenta que nuestro tiempo es limitado y nos resulta más fácil responder si eres conciso.
  • Utiliza adecuadamente el castellano, recuerda que todos los lectores deben entender lo que escribes.
  • No escribas en mayúsculas, es como si estuvieras gritando y resulta incómodo de leer.

¡Gracias por compartir tus opiniones y experiencias!