Las primeras horas de vida de un recién nacido

Primeras horas de vida de un recién nacido

Después de 9 meses de espera, por fin tu bebé llega y lo tienes en tus brazos. Muchas madres, sobre todo primerizas, no saben qué es lo que deben esperar durante las primeras horas de vida de su bebé. La realidad es que son momentos mágicos que se quedarán en tu corazón para siempre. Estas primeras horas tú sí las recordarás y tu bebé no… Pero lo que sí quedará marcado en su alma es cómo las pase a tu lado.

Tu bebé al fin en tus brazos

Es posible que te sorprendas de cómo has sido capaz de crear vida y cómo tienes tu bebé en tus brazos. Si has tenido un parto vaginal es probable que tu pequeño haya nacido algo azulado e incluso con la cabeza un poco deforme, pero no te preocupes, es temporal. También es posible que tenga pelo o que no tenga nada en absoluto y que tenga una capa blanca gruesa que protegía su piel mientras estaba en tu vientre, pero esto se va con el primer baño.

Una vez que tu bebé está en tus brazos, su mirada irá directa a tus ojos. La mayoría de los recién nacidos abren los ojos poco después del nacimiento. Los ojos tendrán un color grisáceo o azulados al principio, e incluso pueden ser marrones. Su cara puede estar un poco hinchada y tener pequeñas protuberancias blancas dentro de la boca o en la lengua, quizá te parezca que está algo arrugado.

Además, un recién nacido tiene la piel muy fina y sensible, por lo que también puedes observar cómo tiene marcas de color, manchas e incluso erupciones cutáneas. Las uñas las puede tener largas y es importante cortárselas o ponerles pequeñas manoplas para evitar que se arañe la cara. También puede tener otras zonas del cuerpo hinchados como los genitales.

El aspecto de tu bebé cambiará por días, y las señales del parto en su cuerpecito desaparecerán también con los primeros días. Después de unas semanas, tu recién nacido tendrá un aspecto de bebé hermoso y precioso. El más bonito del mundo.

La vinculación emocional con tu bebé

La vinculación con tu bebé es muy importante ya que estas primeras horas son imprescindibles para establecer un bonito vínculo entre madre / padre y recién nacido. Pasar tiempo con tu bebé en sus primeras horas de vida es muy especial y necesario para ambos. Aunque es posible que estés muy cansada, tu recién nacido te necesita y debe sentirte en piel con piel para poder estar calmado y saber que todo está bien.

Recién nacido

Ha pasado 9 meses protegido en tu vientre, sintiéndote y escuchándote hablar cada día, incluso ha sentido contigo todos tus sentimientos. Ahora, fuera de tu vientre debe adaptarse al mundo desconocido y esto sin duda, solo lo podrá hacer con éxito con tu ayuda y todo tu amor condicional.

Deja que tu bebé conozca tu voz fuera de tu vientre, que huela tu piel y que estudie tu rostro. Tu bebé puede ver tu rostro si lo colocas en tu pecho. Podrás ver cómo tu bebé se sobresalta si hay ruidos extraños o luces demasiados fuertes, necesita tu seguridad para sentirse protegido. Además, verás como tu pequeño tiene su reflejo de succión y prensión. Si pones tu dedo en la palma de su mano, apretará para cogerlo. Es importante que alimentes a tu pequeño siempre que tenga hambre y muestre las primeras señales de que quiere comer (chuparse los puños, mover la boca o girar la cabeza a un lado en búsqueda del pezón).

Para garantizar la salud de tu recién nacido infórmate acerca de todas las pruebas y reconocimientos médicos que deben hacerle en los primeros días de vida. De esta manera te asegurarás de que está sano y de que todo marcha bien o si en cambio, necesita alguna atención médica especial.

Deja un comentario sobre “Las primeras horas de vida de un recién nacido”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Reglas para comentar en Etapa Infantil

Etapa Infantil es un blog plural abierto a los padres, educadores y todas las personas interesadas en la crianza y la educación de los niños. Nos gusta dialogar porque pensamos que el debate enriquece. No obstante, también es necesario mantener cierto orden en la web. Por eso, antes de escribir un comentario, te recomendamos que leas las siguientes normas:

  • No escribas comentarios ofensivos, difamadores, vulgares o que puedan considerarse como un ataque personal. Si vas a expresar una opinión diferente, que sea de forma respetuosa.
  • No envíes SPAM ni hagas comentarios con fines publicitarios. Si vas a incluir un enlace, cerciórate de que realmente aporta valor a la lectura.
  • Asegúrate de que el comentario se corresponde con el tema del artículo. Si no es así, busca el artículo correspondiente. En el blog hemos tratado muchísimas temáticas.
  • Sé breve, no escribas comentarios muy largos. Ten en cuenta que nuestro tiempo es limitado y nos resulta más fácil responder si eres conciso.
  • Utiliza adecuadamente el castellano, recuerda que todos los lectores deben entender lo que escribes.
  • No escribas en mayúsculas, es como si estuvieras gritando y resulta incómodo de leer.

¡Gracias por compartir tus opiniones y experiencias!