Escapadas rurales en Madrid para ir con niños

Cerca de Madrid también hay alojamientos rurales perfectos para disfrutar en familia

Escapada rural Madrid

Madrid es una ciudad que conjuga un vasto legado histórico con una vida cosmopolita muy animada. Visitar sus calles implica descubrir nuevas tendencias y dejarse conquistar por las tradiciones más castizas que se desvelan de manera particular a través de su cocina. Sin embargo, más allá de la Plaza Mayor, el Palacio Real, la Puerta de Alcalá y la Fuente de Cibeles hay vida. De hecho, muchas personas desconocen la faceta rural de Madrid, aunque es perfecta para disfrutar de un fin de semana de relax en familia.

Descubrir la faceta más natural de Madrid con niños

Los alojamientos rurales son una alternativa excelente para desconectarse del caos de las grandes ciudades. De hecho, los niños suelen adorar estos planes ya que, además de la libertad que tienen para jugar y correr, podrán ver de cerca a los animales en su hábitat natural y practicar todo tipo de deportes en familia, desde el senderismo hasta la pesca, la escalada o el piragüismo. Sin embargo, elegir el alojamiento perfecto no siempre es fácil. Por eso, te damos tres opciones de las que no te arrepentirás:

1. Casa rural La Garrocha

Casa rural La Garrocha, en Colmenar del Arroyo, Madrid

Casa rural La Garrocha, en Colmenar del Arroyo, Madrid

A tan solo 50 kilómetros del centro urbano de Madrid podrás encontrar este conjunto arquitectónico tradicional que ha sido construido siguiendo el estilo de los antiguos corrales. Se encuentra en un entorno natural único donde se puede disfrutar de una vegetación muy variada, perfecta para que los niños jueguen al aire libre. De hecho, con un poco de suerte los peques tendrán la oportunidad de ver al águila perdicera, el búho real, el halcón peregrino y los linces madrileños, que a veces se acercan al alojamiento. No obstante, la guinda del pastel serán las actividades de ocio: paseos en bicicleta, circuitos multiaventuras, rutas a caballo y senderismo familiar. Los más atrevidos podrán jugar al paintball con sus padres y hermanos y, los que apuesten por el ejercicio más intenso encontrarán en las montañas que rodean la casa una excusa perfecta para practicar escalada.


2. Las Casas de la Estación

Alojamiento rural Casas de la Estación, en Robledo de Chavela, Madrid

Alojamiento rural Las Casas de la Estación, en Robledo de Chavela, Madrid

Se trata de un conjunto de casas rurales que se encuentran al oeste de Madrid, en la transición entre la Sierra de Guadarrama y la Sierra de Gredos: la casa de Mercedes y la casa de Paloma. Sin duda, son un sitio perfecto para alejarse de la dinámica urbana apostando por las actividades al aire libre en un entorno tranquilo y completamente natural donde también hay todas las comodidades que una familia necesita. Lo mejor es que los pequeños no se aburrirán, pueden dar paseos por los alrededores, practicar deporte o jugar al aire libre. También podrán salir a recoger setas, hacer rutas de senderismo con sus padres y practicar montañismo. Los más atrevidos pueden subir a lomos de un caballo para conocer la zona y atravesar el río Cofio a través de un puente colgante. Asimismo, los niños pueden participar en talleres de fotografía y observación de la flora y fauna.


3. Casa rural La Erilla

Casa Rural La Erilla, en Braojos de la Sierra, Madrid

Casa rural La Erilla, en Braojos de la Sierra, Madrid

En plena Sierra Norte de Madrid, y muy cerca de la románica Segovia, se erige esta casa rural en un entorno perfecto para disfrutar de múltiples aventuras al aire libre. De hecho, desde sus instalaciones se pueden hacer excursiones por los pueblos medievales de la Sierra Norte y Segovia, pasear en piraguas alrededor de la muralla en Buitrago o disfrutar de deportes multiaventuras en La Grajera, a tan solo 20 minutos de la casa. Sin embargo, en La Erilla también hay numerosos espacios para que los peques no se aburran mientras sus padres se relajan en la bañera de hidromasaje o la sauna: hay una pista de pádel y una casita de juegos al aire libre, así como un futbolín y varios juegos de mesa para entretenerse en las noches. Además, ofrece descuentos de hasta el 50% para la estancia de los más pequeños.


4. Estrella Rural

Alojamientos Estrella Rural, en Braojos de la Sierra, Madrid

Alojamientos Estrella Rural, en Braojos de la Sierra, Madrid

A las faldas de la Sierra de Guadarrama se encuentra este complejo turístico rural compuesto por siete alojamientos individuales: Andrómeda, Casiopea, Taurus, Pegasus, Cepheus, Perseus y Hércules. Sin duda, un espacio perfecto para las familias que quieran alejarse de la gran ciudad y disfrutar de actividades con los niños en la naturaleza, de hecho, desde las instalaciones se pueden emprender rutas ecuestres en la Sierra Norte, así como realizar rutas de senderismo y montañismo. También se puede disfrutar de sesiones de avistamiento de aves, donde se podrán ver especies autóctonas como los autillos, halcones abejeros y milanos reales. Los más atrevidos tendrán la oportunidad de practicar piragüismo en las aguas del río que rodea a Buitrago o podrán sumarse a las actividades para grupos que se organizan en los alrededores, desde combates de paintball y sesiones de tiro con arco hasta lanzamientos en tirolina y competiciones en el circuito de habilidades.


5. Casa rural Fuente del Arca

Casa rural Fuente del Arca, en Montejo de la Sierra, Madrid

Casa rural Fuente del Arca, en Montejo de la Sierra, Madrid

La casa, situada en pleno centro de la Reserva de la Biosfera de la Sierra del Rincón, junto al Hayedo de Montejo, es un destino ideal para las familias que quieran disfrutar de actividades al aire libre con tranquilidad. De hecho, son precisamente sus actividades en la naturaleza lo que más les gustará a los peques, que podrán sumarse a las excursiones a pie o en bicicleta por los senderos que zigzaguean entre la Sierra del Rincón, divertirse en las rutas a caballo que se organizan en el Centro Hípico Buitrago o atreverse a participar en las múltiples actividades multiaventuras que ofrece La Grajera, en Segovia. La casa también imparte talleres sobre temas tan diversos como las especies de frutos silvestres de otoño, la historia de los bosques autóctonos de la región y la forja al aire libre, este último para los niños mayores de 12 años. Además, se organizan visitas a la granja y paseos en burro para que los peques estén en contacto directo con la naturaleza.

2 comentarios sobre “Escapadas rurales en Madrid para ir con niños

  1. Ruben Sanchez dice:

    Hola Wilma,

    Clicando en el título de cada sitio (p. ej. “1. Casa Rural La Garrocha”) irá a su web donde encontrará la información de contacto.

    Si es posible, diga dónde los conoció; EtapaInfantil.com :) Gracias!

    Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver información legal y reglas de comentarios