Un bebé de 15 meses llega a casa de la guardería con 20 mordeduras

mordeduras guardería

La foto de las mordeduras impacta porque parecen besos hechos con un pintalabios rojo, pero en realidad es la piel inflamada del bebé de tan solo 15 meses que ha recibido en la guardería 20 mordeduras, supuestamente, de alguno de sus compañeros. Pero lo peor no solo es esto (y esto ya es grave), sino que cuando la madre fue a recoger a su pequeño a la guardería, NADIE le dijo nada y se dio cuenta cuando estaba cambiándole de ropa en casa.

Un bebé de 15 meses no puede decir lo que ha pasado porque no tiene la capacidad de poder hablar ni tampoco de defenderse. Por eso, cuando unos padres dejan a sus hijos en la guardería lo hacen confiando en que los profesionales que allí trabajan velarán de sus hijos todo el tiempo que estén allí. Pero el pasado 26 de febrero, esto no ocurrió en una guardería de Arizona (Estados Unidos).

La espalda llena de mordeduras

La pequeña bebé, se llama Rosalyn y tenía toda la espalda llena de mordeduras, ¡cómo tuvo que haber padecido mientras le mordían y ningún adulto fue a socorrerla! La madre, Alice, cuando vio a su pequeña llena de heridas de mordeduras, solo pudo llorar de la impotencia de saber que nadie le dijo nada y que su bebé tuvo que haber sufrido en la guardería cuando ella, confiaba en la labor de los supuestos profesionales que allí trabajan.

Alice estaba triste pero también muy enfadada porque no entendía cómo su bebé podía tener toda la espalda llena de mordeduras. Estaba sorprendida de que nadie de la guardería le notificase lo ocurrido, como si quisiesen ocultarlo o lo que es peor… como si no supiesen nada. Porque en ambas situaciones estarían dejando claro que no cuidaron a los pequeños como debieran haberlo hecho.

madre denuncia mordeduras guarderia

La investigación no avanza

El suceso tuvo lugar el 26 de febrero en la guardería Creative Beginnings Daycare de Tucscon y su pequeña solo llevaba 5 días en el centro porque se acababan de mudar y era la que estaba más cerca de casa. Cuando la madre vio la espalda de su pequeña llamó a la policía y puso una denuncia. Como no hay muchas novedades del caso, la madre ha decidido hacer pública su historia en Facebook para que todo el mundo sepa qué ha pasado y que se conozca también la lentitud de las autoridades.

Ahora, la historia se ha hecho viral porque ni padres ni profesionales pueden entender cómo puede haber ocurrido eso en un centro infantil. La niña al primer mordisco debería gritar y llorar porque son dolorosos y que tenga tantas mordeduras solo significa que estaba totalmente desatendida o quizá los “profesionales” escucharon los gritos e ignoraron que algo podría estar ocurriendo.

Deja un comentario sobre “Un bebé de 15 meses llega a casa de la guardería con 20 mordeduras”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver información legal y reglas de comentarios